Se les ocurrió hacer “chaca-chaca” en un carro y murieron asfixiados

Una pareja zuliana tuvo una cita fatal con el destino después de decidir pasar un momento de pasión y lujuria dentro de un vehículo.
 
Foto: Panorama

Los jornaleros de una finca del sector Tomoporo, ubicado en el municipio Baralt cerca de los límites con la población de La Ceiba en Trujillo, avistaron una camioneta Chevrolet Blazer, blanca, placas AA629MT, ayer en la madrugada.

El carro estaba estacionado, con el motor encendido y los vidrios arriba. Cuando se acercaron, se encontraron con una aterradora escena: Los cadáveres de un hombre y una mujer reposaban en el asiento posterior de la unidad, semidesnudos, uno encima del otro.

Los detectives del caso explicaron por qué se pudo producir el deceso:
“Al dejar el carro encendido y los vidrios arriba, se acumuló gran cantidad de monóxido de carbono que les ocasionó la muerte por asfixia en poco tiempo, ya que con la actividad física consumieron más cantidad del aire envenenado que en situaciones comunes”.
El hombre quedó identificado como Anderson Enrique Bracho Valera, de 32 años, y la mujer no portaba documentos personales.

Redacción Maduradas con información de Panorama. 


Compartir en Google Plus

Sobre Vladimir Roa

Abogado

0 comentarios:

Publicar un comentario